Tecnología - Sanidad Animal


La CE afirma que la peste porcina no está descontrolada e insta a Moscú a cooperar


Berlín - 2018-01-19 19:07:02
Valoración:       0 votos.
Archivado en:


El comisario europeo de Sanidad y Seguridad Alimentaria, Vytenis Andriukaitis, afirmó ayer que la peste porcina africana no esta "fuera de control" en la UE e instó a Moscú a cooperar y dar datos fiables sobre su impacto en territorio ruso y países vecinos.

Las autoridades de los países europeos, y muy especialmente las de Alemania, han adoptado "las máximas precauciones" para evitar la propagación y están preparadas para actuar si detectan que la peste ha alcanzado su territorio, afirmó Andriukaitis en una rueda de prensa en Berlín.

Es preciso mantener la "máxima atención", añadió, e insistió en que tanto la CE como los responsables de los Estados miembros tenían "datos fiables" sobre los casos aparecidos en territorio comunitario, como las repúblicas bálticas, Polonia y Rumanía.

El eurocomisario lamentó, por contra, que por parte rusa no se haya producido el necesario intercambio de datos e imputó a sus autoridades haber favorecido cierta "desinformación" y haber sostenido que la peste africana llegó primero a Europa y de ahí alcanzó luego Ucrania, Bielorrusia y Moscú.

En realidad la propagación de la peste ha sido en sentido contrario, apuntó Andriukaitis, quien recordó que la epidemia no afecta a los humanos, pero es mortal para los cerdos y, además, no hay vacuna contra ésta.

Moscú implantó en enero de 2014 el veto sanitario a los importaciones de cerdos vivos, carne y otros derivados de ese animal de la UE, a raíz de una epidemia de peste porcina africana en zonas fronterizas con Bielorrusia.

A principios de año las autoridades moscovitas levantaron oficialmente el veto, pero la prohibición a las importaciones sigue vigente en respuesta a las sanciones europeas por el conflicto ucraniano.

Andriukaitis acudió a Berlín para participar junto con el comisario europeo de Agricultura, Phil Hogan, en la jornada inaugural de la "Semana verde", la mayor feria de los sectores agropecuario y alimentario del mundo.

Los ejes de la actual edición, la número 83, son el comercio internacional y la seguridad alimentaria y se prevé que reciba 400.000 visitantes hasta su cierre, el próximo día 28.

En la "Semana Verde" se presentan 1.660 expositores de 66 países, que ocupan en total 116.000 metros cuadrados.

El país invitado este año es Bulgaria, presente desde hace tres décadas en esta cita invernal berlinesa, mientras que Catar acude por primera vez.

Un total de 31 países cuentan con un pabellón propio en la feria, mientras que otros 34 Estados -como Brasil, Colombia, Cuba, Perú y España- están representados a través de importadores y exportadores.